¿Cómo generar confianza en los comercios, durante o después del COVID-19?



En post anteriores habíamos hablado sobre como sería nuestra vida durante y después de la pandemia. Si no lo has leído te recomiendo que lo leas aquí y luego regreses a este post.


Muchos comercios están temerosos sobre la permanencia de ésta pandemia, y no es para menos ya que estamos casi a mitad de año y al parecer vamos a tener que convivir con el virus por un buen tiempo más o hasta que podamos contar con una vacuna. Sin embargo, los restaurantes, hoteles, comercios de ropa etc, deben ingeniárselas para buscar opciones y poder seguir vendiendo a pesar del virus, y con ello muchos están buscando alternativas para evitar el contagio a través de distancia social, haciendo entregas a domicilio o incluso haciendo toda una logística para entrar al restaurante (ver video de nuevo procedimiento de McDonald´s para entrar al restaurante)

https://www.youtube.com/watch?v=kfkgm2HAfVk&feature=youtu.be


Pese a que éstas son medidas que se generaron a partir de la pandemia, son acciones que poco a poco se convertirán en la nueva normalidad y que persistirán aún después de que pase todo esto, ya que requiere de muy poco tiempo para volver una actividad que hacemos con mucha frecuencia, en un hábito.


Pero haciedo una síntesis de todo lo antes expuesto, ¿cómo se puede generar más confianza en los clientes? Sabemos que la mejor opción por los momentos es hacer entregas a domicilio. ¿Pero que sucederá con los establecimientos que requieren de el uso como tal del lugar? ¿Cómo lograr que ésta nueva normalidad, sea poco invasiva o mucho más amena?


Lo primero que hay que tomar en cuenta es que el cliente deba sentir confianza, y para esto se debe procurar que haya un protocolo de limpieza antes y después que los comensales abandonen el restaurante. Esto en primera instancia siempre debió existir ya que las superficies, sobre todo las pantallas para ordenar la comida es un gran albergue de bacterias y microbios transmisores de muchas enfermedades.


La distancia social es indispensable, estamos hablando de un radio de 1,5 a 2 metros de distancia como mínimo. También, eliminar en lo posible los elementos decorativos que no aporten alguna función al establecimiento, para así mantener el lugar lo más aséptico posible.


Por otro lado, en los últimos días se han comenzado a ver que algunos restaurantes están haciendo uso de mamparas o divisores de vidrio en mesas.

Los divisores entre las personas en restaurantes no son funcionales, además de que si es por proteger del virus, bastaría con no salir con una persona que este enferma o que se sospeche de que tenga la enfermedad porque, seamos sinceros, ¿a quien le gustaría tomarse un café con alguien con una pared de por medio?. Además de que realmente no es una barrera protectora, crea una atmósfera negativa y genera más pánico a la situación. Entonces en vez de ir a un café para relajarnos, y para salir de nuestras casas, estamos de nuevo confinándonos y creando una falsa sensación de normalidad.


Pero entonces ¿Volveremos a ir a un restaurante o café con la misma normalidad? ¿Es el final de hacer encuentros en restaurantes?

Claro que volveremos a ir a un restaurante o a nuestro café favorito, pero también hay que ser conscientes de que algunas cosas no serán exactamente igual que hace unos meses, sin embargo las personas que diseñamos, y que nuestro trabajo radica en generar ambientes funcionales, debemos hacerlo con la intención de adaptarnos a las circunstancias pero sin olvidar de que lo hacemos para que se generen interacciones humanas positivas, que las personas que hacen uso de los lugares que diseñamos, se sientan bien y seguras de estar allí y eso lo podemos lograr con responsabilidad, consciencia y empatía.


Ahora dicho todo esto, vamos a hablar de algunas soluciones que podremos generar durante y después de la pandemia.


1. La confianza es el soporte de todo.


Generar confianza en los clientes para que se acerquen a nuestro negocio, mostrando los protocolos de limpieza y el cumplimiento de distanciamiento y difundirlo a través de redes sociales y publicaciones en nuestras páginas.




2. Demostraciones culinarias.


No hay nada más entretenido y que genere más confianza que ver como preparan tu comida frente a ti. Muchos restaurantes ya hacían uso de esto desde hace mucho pero hoy más que nunca es bien valorado por la situación. Para los que piensan inaugurar su restaurante en un tiempo relativamente corto, las cocinas podrían mostrarse más a la vista de las mesas para que los clientes puedan ver las preparaciones, o como algunos restaurantes en japón que preparan el sushi frente a ti.


3. Limitar el número de personas dentro.


Reubicar las mesas en los restaurantes para que coincida con la distancia respetable y por supuesto limitar el número de personas según nuestro espacio disponible. Lo mejor es distanciar las mesas y no dejarlas vacías sino retirarlas, para evitar la sensación abrumadora de soledad.




Distribución normal Distribución con distanciamiento



4. Al aire libre es mejor


Los restaurantes que tengan la posibilidad de prestar sus servicios en zonas al aire libre, aun cuidando el distanciamiento es lo mejor, ya que hay menos posibilidades de contagio en zonas que sean más abiertas que cerradas. Muchos restaurantes están haciendo uso de pequeños módulos de vidrio con capacidad de tres personas para el distanciamiento social como por ejemplo éste restaurant en holanda.

(puedes ver el artículo completo en: https://www.entornointeligente.com/dutch-restaurant-trials-glass-booths-for-dining-amid-coronavirus/)


Parecen opciones un poco obvias y muy simples, pero al fin y al cabo debemos hacer que la experiencia de visitar un restaurante o un café sea lo menos traumática posible para nuestros clientes. Crear una sensación de normalidad aún cumpliendo con todos éstos protocolos es un reto, pero a la vez es un deber buscar opciones más amigables para poder abrir nuestros negocios poco a poco, todos quisiéramos que volviera la normalidad absoluta, pero también sabemos que tomará muchisimo tiempo para que eso ocurra, sin embargo con pequeñas acciones podríamos hacer un gran cambio y aún así lograr que dentro de nuestro comercio podamos brindar un excelente servicio y generar un ambiente menos tenso para facilitar las interacciones entre los comensales.



¿Que soluciones crees que podrían ayudar en ésta situación?


Comentános y si tienes a alguien a quien le pueda servir ésta información, no dudes en compartir!


Suscríbete para recibir las últimas notificaciones!



Copyright © 2019 APYCA